Peligro de utilizar aguas negras para consumo humano

Peligro de utilizar aguas negras para consumo humano

¿Te imaginas beber agua que ha pasado por el inodoro? ¡Pues eso es lo que podría estar sucediendo si consumes aguas negras tratadas! ¡Sí, así como lo oyes! Aunque suene descabellado, las aguas residuales tratadas están llenas de peligros que podrían poner en riesgo tu salud y bienestar.

Este año, México se encuentra en medio de una grave crisis hídrica, y a pesar de esta situación, los fondos destinados para asegurar la distribución y disponibilidad del agua serán un 32.8% inferiores en comparación con los del año 2023.

Por más medidas que se tomen como los recortes de la misma, los niveles de presas y reservas siguen disminuyendo en porcentajes alarmantes.

Ya sea porque el gobierno prioriza a la industria sobre la población o por la mala infraestructura del suministro del agua, la escasez de agua potable ha llevado a la exploración de alternativas, entre ellas el tratamiento de aguas residuales para su uso humano. Aunque esta práctica puede parecer una solución ingeniosa, existen serios riesgos y peligros asociados con el consumo de aguas negras tratadas, que deben ser considerados con cautela.

En particular en Nuevo León, México, actualmente esta en desarrollo una de las plantas tratadoras de aguas negras. La nueva planta según el sitio de Agua y Drenaje de Monterrey:

“Ésta recibe el agua proveniente de los colectores Talaverna y Benito Juárez 1 y 2, de acuerdo al Sistema de Saneamiento del Área Metropolitana.

Al agua se le remueven residuos, parte de los sólidos y la materia orgánica, además se eliminan contaminantes y sus fases sólidas y líquidas son separadas. Para asegurar su limpieza y desinfección, se le aplica cloro diluido, obteniendo así el agua residual tratada.

El líquido es enviado a ríos, lagunas y arroyos; otra parte del mismo es utilizado en el riego agrícola o en usos urbanos y el resto se vende a las empresas”.

 

Sin embargo deberíamos preguntarnos ¿es la tecnología correcta? Considerando que el agua no solo cuenta con los contaminantes que de cultura general se esperan, que si bien si considera diversos tratamientos para lograr un agua “potable” no está considerando contaminantes o químicos de origen sintético como hormonas de los anticonceptivos, fármacos provenientes de las quimioterapias de los pacientes con cáncer, metales pesados, microorganismos, microplásticos, entre otros que son capaces de superar los procesos convencionales y para los cuales para ser removidos con efectividad requerirían otro tipo de tratamiento más costoso y para lo que no se cuenta con la infraestructura necesaria.

El proyecto promueve que lo obtenido de éstas aguas negras tratadas sea para abastecer a la ciudadanía del valioso recurso, en vez de a la industria. ¿Por que no mejor en vez de abastecer a la población con esa agua se abastece a la industria? Y que sea la industria quien invierta en mayor tecnología para tratar el agua y aplique un 2do tratamiento a su suministro. ¿Por qué buscar ahorrarle a la industria recursos a costa de recursos de gobierno, en vez de abastecer dignamente a la población?

Pero cuales son los riesgos de consumir ésta agua negra tratada?

1. Hormonas Locas en el Agua: ¿Sabías que las hormonas de los anticonceptivos y otros medicamentos pueden terminar en las aguas residuales? ¡Sí, así es! Y aunque pasen por el proceso de tratamiento, algunas de estas hormonas pueden sobrevivir y terminar en tu vaso. ¿Te imaginas el caos hormonal que podrían causar en tu cuerpo?

2. Microplásticos Invasores: Los microplásticos, esas diminutas partículas de plástico que parecen estar en todas partes, también pueden encontrar su camino en las aguas residuales tratadas. ¿Y sabes qué? ¡Esos microplásticos podrían terminar en tu organismo cuando bebas agua de fuentes contaminadas!

3. Cocktail Químico Peligroso: Hay más, también hay toda una sopa química en esas aguas negras tratadas. Desde productos de limpieza, fármacos, hormonas hasta pesticidas y fertilizantes, ¡todo eso puede acabar en tu vaso! ¿Te apetece un cóctel de sustancias tóxicas para el desayuno?

4. Resistencia al Antibiótico de Pesadilla: Y no olvidemos el peligro de la resistencia a los antibióticos. Con tantas personas tomando medicamentos, ¿te imaginas cuántos residuos de antibióticos terminan en las aguas residuales? Y eso solo alimenta la pesadilla de las superbacterias resistentes.

5. Impacto Caótico en el Medio Ambiente: Ah, pero no solo se trata de nosotros, ¡sino también del planeta! La descarga de aguas negras tratadas en ríos y mares puede tener un efecto devastador en el medio ambiente. Desde la contaminación del agua hasta la afectación de la vida en los acuíferos.

 

Como se menciona en éste artículo, muchos de esos métodos para tratar agua aun siguen en estado de perfección, mientras tantos no podemos conformarnos como ciudadanos de aceptar “lo que hay”. Además de exigir agua limpia ¿qué más podemos hacer para asegurar la calidad del agua para nuestra familia?

Afortunadamente, hoy en día contamos con la posibilidad de explorar nuevas tecnologías como los generadores de agua, como la "NUBE", que extraen la humedad del aire, ofrecen una alternativa que elimina la preocupación por los contaminantes del agua, ya procedan de aguas residuales o de otras fuentes. Estos sistemas cuentan con filtros y procesos de mineralización, lo que garantiza un suministro de agua independiente y fiable para toda la familia.

¡No bebas a ciegas, sé inteligente y protege tu salud y la del planeta! 🌍💧


Lecture suivante

Sustaining the Pulse of a Megacity: Tackling Mexico City's Escalating Water Crisis
Proud to Be Featured in "México 10 Emprendedores Sustentables Agua

Laisser un commentaire

Tous les commentaires sont modérés avant d'être publiés.

Ce site est protégé par reCAPTCHA, et la Politique de confidentialité et les Conditions d'utilisation de Google s'appliquent.